P1020169 Se llegó el día y aunque pensé que iba a andar muy nerviosa, me levanté muy temprano con la emoción hasta el tope, como niña agradecida porque ya amaneció después de la Nochebuena porque sabe que es momento de correr al pino navideño para ver cumplidas sus ilusiones. Se llegó el día del primer Join & Stitch, el primer taller de My Pumpkin, el que me había imaginado desde hace varios meses atrás.

Manin me hizo el favor de pasar por mí a casa de mi amiga Sandra que me está hospedando. Desde ahí empezó el disfrute porque a Manin tengo meses de conocerla sólo de forma virtual y de maravillarnos entre las dos por tener varias cosas en común, así que me encantó haber tenido la oportunidad de conocerla en persona. Igual que a las demás participantes, con quienes tenía varias semanas de comunicación gracias a la maravilla de los grupos facebookeros. Así que llegamos Manin y yo a casa de Liss, nuestra anfitriona estrella, la causante de que me haya animado a armar este primer taller.

Poco a poco fueron llegando Marce, Luisa, Karina, Morys, Ale Gría, Diana, Rosy, Sofía y Mayela y yo sentía que las conocía de años. Todas con sus máquinas de coser, igualitas a mí hace unos añitos, cuando me compré la mía y me daba miedo hasta abrirla. A una que otra le temblaba la pierna a la hora de pisar el pedal y a otra la mano en el momento de enhebrar el hilo. Pero todas tenían en común la emoción de atestiguar la magia de crear algo con sus propias manos.

Antes de empezar nos presentamos todas y les pedí que me dijeran por qué habían decidido asistir al curso. Mientras las escuchaba me convencía de que organizarlo había sido lo correcto y me admiraba de la belleza del destino que te une siempre con la gente adecuada. Durante varios meses lo venía meditando pero dudaba mucho si de verdad podía enseñarles algo, quizá porque mi proceso ha sido súper intuitivo, autodidacta y empírico hasta decir basta. No he tenido una guía más que los libros o tutoriales que encuentro en internet. He tenido un par de maestras en la técnica del quilting pero en mis bolsas he caminado prácticamente sola. Así que decidí confesárselos así: yo puedo enseñar lo que sé y si no sé algo se los voy a decir. Y así con lenguaje mocho entre inglés y español porque todos los libros con los que he aprendido son gringos, mis pupilas santas bajadas del cielo recibieron con alegría el primer taller de los muchos que estoy segura que vendrán.

Les agradezco a ellas por haberse reunido conmigo ayer para compartir esta pasión. Les agradezco la emoción que vi en sus rostros cada vez que iban cada una terminando su propia bolsita. Les agradezco la paciencia, el buen ánimo, las carcajadas y la buena energía que me recargó las pilas para seguir caminando en este sueño. Gracias nenas por la inspiración. Se quedaron para siempre en mi corazón.

Gracias a Luisa Cristo por haber documentado todos estos momentos.

EN LA PRESENTACIÓN :) P1020117

AHORA SÍ, ARRANCA LA CLASE.

P1020127

TÉCNICA PARA CORTAR LA TELA:

P1020150

AHORA ELLAS!

P1020155

AGARRÁNDOLE LA ONDA A LA MÁQUINA DE CADA UNA :)

P1020157

TODAS!!!!

P1020166

MUY CONCENTRADAS EN LO SUYO.

P1020171 P1020173 P1020177

LA PRIMERA BOLSITA A PUNTO DE NACER!!

P1020180

MORYS FELIZ CON SU BOLSITA. ELLA FUE LA PRIMERA EN TERMINAR... Y AL LLEGAR A SU CASA SU NENA DE CUATRO AÑOS FUE LA MÁS FELIZ CON SU REGALO :)

P1020190

TODAS MENOS MARCE Y MORYS QUE YA SE HABÍA IDO.

P1020194

SOFÍA.... ME FASCINÓ TU SENTIDO DEL HUMOR, CÓMO ME HICISTE REÍR!!

P1020196

ORGULLOSAS ELLAS :)

P1020197

LA ÚLTIMA Y NOS VAMOS!!

P1020199